Un estudio de movilidad del centro de Cartagena o el uso de...

Un estudio de movilidad del centro de Cartagena o el uso de residuos como abono, líneas de investigación de la UPCT

Los responsables de las siete líneas de investigación que financian las cátedras de Infraestructuras Municipales y de Medio Ambiente Ayuntamiento de Cartagena – UPCT han presentado los avances en sus respectivas investigaciones, que concluirán a final de año. Su objetivo es impulsar desde 2015 la transformación tecnológica y la sostenibilidad del municipio y cuenta con un presupuesto anual superior a los 100.000 euros, gracias al cual este año hay 15 estudiantes becados para desarrollar las distintas investigaciones dirigidos por una decena de docentes de la Universidad Politécnica de Cartagena.

En el área de Infraestructuras, que coordina José Pérez, se ha realizado un estudio de movilidad en el casco histórico y en el ensanche, jerarquizando el uso de las vías, contabilizando hasta 15.000 plazas de aparcamiento y analizando las demoras de tráfico mediante ensayos reales con la técnica ‘vehículo flotante’. “Únicamente hemos encontrado problemas puntuales de congestión en las rotondas de Mandarache y Puertas de San José”, comenta la investigadora Pilar Jiménez, señalando también que se van a proponer mejoras en el viario, en las zonas de velocidad limitada a 30 kilómetros por hora y en los carriles bici, “ante los problemas de discontinuidad detectados”, apunta.

La intermodalidad de los medios de transporte, la movilidad peatonal y la viabilidad del sector del taxi son las otras dos líneas de investigación que tiene en marcha esta cátedra del Ayuntamiento de Cartagena y la UPCT.

Además, se están desarrollando proyectos para reducir la huella de carbono en la depuración de aguas, en la adaptación de los parques y jardines al cambio climático y en la reutilización de los residuos urbanos sólidos a través de su compostaje, poniendo en valor la recogida por separado de la basura orgánica que será obligatoria en la Unión Europea a partir del año próximo. Esta línea la coordina el docente Ángel Faz. 

“Estamos estudiando la viabilidad como abono de la mezcla de los residuos urbanos sólidos con los restos de poda y con las algas que se recogen en las playas del Mar Menor”, explica la investigadora del grupo GARSA Lola Gómez, avanzando que a partir de septiembre comenzarán los ensayos, para los que se utilizarán restos recogidos en el comedor de la residencia universitaria Alberto Colao de la UPCT.

Estudiantes de la UPCT están también estudiando alternativas de microdepuración alimentada mediante energías renovables para depuradoras de parajes rurales de Cartagena. En el mismo área, investigadores de Ingeniería Agronómica y Arquitectura están elaborando un catálogo de especies adaptadas al cambio climático y estudiando la influencia de los sistemas de iluminación en la vegetación de los parques y jardines. 

Sobre el arbolado ya existente en la ciudad están trabajando también investigadores en Telecomunicaciones que están desarrollando una ‘app’ que planificará rutas por corredores verdes y refugios climáticos dentro de la ciudad y que recogerá información en tiempo real de las condiciones climatológicas que recabarán la red de sensores que el Ayuntamiento de Cartagena está desplegando y para la que profesores y estudiantes de ‘Teleco’ están realizando un estudio de cobertura radioeléctrica para planificar la ubicación de las estaciones base necesarias.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.