Medio Ambiente

Un centro de Vélez Blanco ha atendido a 837 animales silvestres amenazados

Anillamiento de un buitre en el CREA de Vélez Blanco.El Centro de Recuperación de Especies Amenazadas (CREA)  ‘Las Almohallas’, de Vélez Blanco, atendió durante 2009 a 837 ejemplares de fauna silvestre que ingresaron en este centro para ser tratados de distintas dolencias. El grupo con más entradas, a fecha de 30 de noviembre, fue el de los reptiles, con 580 ejemplares, seguido por las aves, con 246 ingresos. La labor de este centro es significativa, ya que trata a reptiles, aves y mamíferos para reintroducirlos de nuevo en su medio natural.

 

Las especies más representativas de reptiles que ingresaron en estas instalaciones de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía fueron la tortuga mora, el camaleón y el galápago leproso. En cuanto a las aves, destacan los cernícalos, búhos reales, mochuelos, alcaravanes, vencejos y buitres. En el apartado de los mamíferos, la especie más representativa fue el erizo europeo y el murciélago.

Según el delegado provincial de la Consejería de Medio Ambiente, Clemente García, “la mayor parte de los ejemplares llegaron al centro tras ser rescatados por particulares aunque las cifras también son significativas en cuanto a las acciones de la Guardia Civil así como las actuaciones que en esta materia han llevado a cabo los Agentes de Medio Ambiente, Agentes de la Policía Local de distintos municipios, la Aduana, grupos ecologistas y clínicas veterinarias”.

Para García, “el Centro de Recuperación de Especies Amenazadas de los Vélez se ha convertido en un todo un ejemplo de eficacia en la recuperación de fauna silvestre”. En este sentido, indica García, “el centro ha realizado también importantes avances en los tratamientos aplicados como consecuencia de la continua formación del personal encargado de las instalaciones”.

Los ejemplares que ingresan en el centro para su recuperación son tratados de forma individualizada. Así, el seguimiento veterinario es constante desde su entrada, lo que impide que se desarrollen otras dolencias durante su estancia en estas instalaciones, así como la posible transmisión de enfermedades infectocontagiosas a otros individuos.

Cada animal es revisado por los servicios veterinarios del Centro a su entrada y se emite un diagnóstico sobre su dolencia que permite su tratamiento y su alojamiento en una estancia adecuada. En este proceso, cada instalación es debidamente limpiada y desinfectada después del desalojo del ejemplar y antes de la entrada de un nuevo individuo.

El principal objetivo de los Centros de Recuperación de Especies Amenazadas (CREAs) de los que dispone la Consejería de Medio Ambiente en la Comunidad Autónoma es el de atender y recuperar a la fauna silvestre que ingresa en estas instalaciones como consecuencia de haber sufrido desnutrición, traumatismos, disparos, extracción de sus hábitats, caídas de nido, decomisos y electrocuciones, entre otros motivos.

La Junta de Andalucía pone a disposición de los ciudadanos el teléfono de consultas y recogida de Fauna Amenazada, que está disponible desde las ocho de la mañana hasta las diez de la noche. El número es 670944592.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.