El triunfo de Milei y las medidas que propone, según los expertos

“Lo que se espera es que, inicialmente, plantee una depuración y reducción del aparato estatal", según señala la analista Paz Milet.

Compartir

La jornada de elecciones en Argentina dejó al ultraderechista Javier Milei como el nuevo presidente del país trasandino. Un resultado que analizan algunos expertos de la Universidad de Chile, como la académica del Instituto de Estudios Internacionales de dicha universidad, Paz Milet, quien señala que «no fue tan sorpresivo de acuerdo a lo que mostraban las últimas encuestas donde, en la práctica, había un consolidado a favor a Milei». Por otra parte, el profesor de la misma unidad académica de la Casa de Bello, Gilberto Aranda, añade que este triunfo se puede leer como el “hartazgo de una parte importante la sociedad argentina”.

Resultado de las elecciones en Argentina, por regiones.

“Lo que sorprende -detalla la profesional- es el margen a favor de Milei. Se esperaba que la votación fuera más estrecha de lo que finalmente ocurrió y que posibilitó que Massa reconociera la victoria de Milei incluso una hora antes de que salieran los resultados oficiales, lo que sorprende es la rapidez con que se llegó a ese resultado y el margen a favor de Milei”.

Por su parte, el también académico del Instituto de Estudios Internacionales de la Universidad de Chile, Gilberto Aranda, explica que “el resultado fue o es completamente inesperado si uno lo piensa hace tres meses atrás, a partir de tres meses a la fecha o a partir de las PASO, la posibilidad de que Milei ganara no se podía descartar. Desde luego, a pesar de que esto tiene bemoles, matices, en primera vuelta, hace un mes, se pensó que podía haber una recuperación de Massa y sobre todo después del último debate. La verdad es que el hartazgo de una parte importante la sociedad argentina, que está absolutamente descreída de la clase política tradicional, ya fue mayúsculo, se trata una sociedad rota en busca de un cambio, para eso eligió probablemente al candidato más extremo que pudo encontrar anti clase política”, detalla Aranda.

El plan del gobierno de Milei, según los expertos

Dentro del plan de gobierno de Javier Milei que anunció durante su candidatura, hubo algunos puntos más polémicos que otros que despertaron las alertas de la sociedad, entre ellos, reducir los ministerios hasta quedar en ocho, sacando algunos como Mujer, Ciencia y Educación; cerrar o privatización de todas las empresas públicas como YPF o la Tv estatal; reducir los impuestos y una reforma monetaria para dolarizar el peso argentino.

Esto, asegura la analista Paz Milet, «será difícil de cumplir debido a que no tiene mayoría en el Congreso, va a tener que negociar permanentemente con otro bloque de poder y, por ejemplo, en algunos anuncios como la dolarización, no tiene el escenario hoy para realizarlo, no tiene suficiente capacidad en el Banco Central, pero también algunas de las principales instancias multilaterales a nivel internacional le han planteado que es una medida irrealizable”.

“Lo que se espera es que, inicialmente, plantee una depuración y reducción del aparato estatal, y eso va a ser muy importante ver en qué condiciones, si lo va a poder realizar o no, porque hay un gran número de personas, y eso es ampliamente conocido en Argentina, que dependen de alguna manera económicamente, para su subsistencia, del Estado, entonces eso es un tema vital a considerar”, añade Milet.

Gilberto Aranda indica además que Milei, “en el discurso de celebración, nos adelantó que tiene tres premisas: uno, un gobierno limitado; dos, propiedad privada y tres, libre comercio, esos son los tres principios que guiarán su gobierno, pero además hay que decir que, de alguna manera, van a ser ideas generales sobre otras ofertas específicas que ha hecho como dolarizar la economía o acabar con el Banco Central que yo pronóstico que, particularmente la última, no es fácil”.

“Estas medidas buscan de alguna manera expresar una imagen de cambio y él ha dicho que no va a ser tibio ni gradualista, de inmediato, pero evidentemente si el choque es muy repentino, puede traer consecuencias sobre todo en la calle con movilizaciones que sabemos que son más bien afectas a otros gobiernos, a gobierno como el Kirchnerista, así que podemos tener una situación de convulsión en la calle en un tiempo no muy largo”, indica Aranda.