El Consejo Andaluz de Universidades respalda la bajada de precios de los créditos

Antonio Ramírez de Arellano, durante su interpelación en el Parlamento.
Antonio Ramírez de Arellano, durante una interpelación en el Parlamento.

El consejero de Economía y Conocimiento, Antonio Ramírez de Arellano, ha presidido la reunión del Consejo Andaluz de Universidades (CAU), que ha respaldado la estrategia de precios públicos a la baja de la Junta de Andalucía, encaminada a un modelo gratuito de universidad.

Supondrá poner en marcha «de forma inmediata» para el próximo curso 2017/18 la bonificación del 99% de los créditos aprobados en primera matrícula, igualar el coste de los másteres habilitantes y no habilitantes, y mantener congelados los precios de los Grados.

Precios de los grados

Ramírez de Arellano ha asegurado que estas decisiones constituyen un paso más en las políticas aplicadas por la Junta de Andalucía, que ha mantenido congelados los precios de los grados durante cinco años consecutivos y los ha mantenido en la zona más baja de la horquilla establecida por el Gobierno central «mientras otras comunidades los subían». Asimismo, se han mantenido prácticamente sin variación durante los últimos tres años el coste de los másteres habilitantes y se han ido reduciendo progresivamente los costes de los no habilitantes, cuyos precios ahora se igualan.

Esto se une a otras actuaciones como la posibilidad de fraccionar el pago de las matrículas hasta en ocho plazos, introducir exenciones como en el caso de violencia de género o habilitar ayudas adicionales para la movilidad internacional o la obtención de cualificaciones en lengua extranjera a los alumnos con menores rentas.

Matrícula gratuita

En cuanto a la bonificación de matrícula, es la primera vez que se aplica en España, y tiene por objetivo acercar el sistema de educación superior a países referente en Europa –Alemania, Francia, etc.-. que tienen matrículas gratuitas o simbólicas, una medida que depende del Estado y en la que Andalucía avanza mientras reclama el cambio a nivel nacional. En este sentido, el consejero ha subrayado el convencimiento del Ejecutivo andaluz de que la educación superior debe incorporarse como un derecho, asegurando que «en Andalucía creemos en los jóvenes, confiamos en su talento y apostamos porque accedan a una carrera sin considerar si sus familias cuentan con más o menos recursos».

Así, para el próximo curso 2017/18 las universidades públicas andaluzas ofrecerán unos precios de matrícula «muy ajustados» y se aplicarán las bonificaciones, dos elementos que supondrán un importante cambio para las economías familiares a la hora de afrontar la educación universitaria, dado que pese a ser una de las más baratas de España en términos absolutos, en comparación con la renta familiar es la segunda más cara del país.

Abonar solo el primer año de matrícula

En concreto, los alumnos que no sean becarios del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (Minecyd) y que se incorporen al sistema universitario deberán abonar el primer año de matrícula y a partir de ahí se les aplicará la bonificación por cada crédito aprobado. El decreto de Precios, que aprobará próximamente el Consejo de Gobierno de la Junta, activará este sistema y además contempla el mantenimiento de los costes del grado en 12,62 euros por crédito en primera matrícula por quinto año consecutivo; además de igualar el precio de los másteres no habilitantes con los que sí habilitan para el ejercicio profesional, reduciéndolos a 13,68 euros por crédito, tan sólo un euro más que los de grado.

Ramírez de Arellano ha asegurado que la Junta de Andalucía realizará las modificaciones presupuestarias necesarias este año para cubrir estos costes, que se estiman en unos 30 millones de euros, y que trabajará además «codo con codo» con las universidades para conocer con exactitud los costes que genera su aplicación con el fin de incorporar las correspondientes partidas en el presupuesto del año 2018.

El consejero andaluz de Economía se ha mostrado satisfecho con el respaldo del Consejo Andaluz de Universidades, el órgano colegiado de consulta, planificación y asesoramiento de la Junta de Andalucía en materia de universidades y que está compuesto por los rectores de las diez universidades andaluzas, así como por representantes de los consejos sociales, el alumnado y el Parlamento andaluz.

Matrícula gratuita en grados y másteres

En cuanto al funcionamiento de la bonificación, ésta se aplicará tanto en grados como en másteres habilitantes y no habilitantes, a aquellos alumnos de centros propios de las universidades públicas de Andalucía que no cumplan los requisitos para obtener la beca del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte (MECD), si bien en cada tipo de estudio regirán determinadas condiciones singulares.

Así en el caso de los grados, se bonificarán aquellos créditos aprobados en primera matrícula en el año anterior, por lo que los estudiantes tendrán que pagar el primer curso de cada grado y las bonificaciones operarían a partir del segundo curso y sucesivos. También será posible la bonificación en caso de que el estudiante cambie de grado.

Teniendo en cuenta que el coste de un curso académico de 60 créditos en Andalucía asciende a 757 euros, el estudiante que hubiera aprobado todos estos créditos de su primer curso en primera matrícula, entre las convocatorias de junio y septiembre, en el siguiente año académico podría ahorrarse 749,4 euros. Así, si el estudiante aprobara con igual rendimiento los cuatro años de un grado, éste le supondría prácticamente el coste de un solo curso académico, suponiendo esta bonificación un ahorro del 75 por ciento del coste del grado completo.

Respecto a los másteres habilitantes (aquellos obligatorios para poder ejercer una profesión) y no habilitantes, la bonificación se aplicará teniendo en cuenta los créditos aprobados en primera matrícula en los dos cursos académicos anteriores, y en el grado que dio acceso al correspondiente máster. De esta forma se tendrá la opción de cursarlo prácticamente gratis.

La bonificación se aplicará también en el caso de los estudios realizados dentro de los Programas de Movilidad Estudiantil, caso de los Erasmus, los Séneca u otros en el marco de la Unión Europea, o realizados mediante convenios específicos entre universidades.

Los alumnos que puedan provenir de traslados de expedientes de otras universidades nacionales o extranjeras podrán beneficiarse de la bonificación de la matrícula a partir del segundo año en el que cursen estudios en cualquiera de los centros propios de las universidades andaluzas.

Por su parte, los estudiantes con beca de matrícula del MECD que pierdan esta condición a lo largo de sus estudios, podrán igualmente beneficiarse de estas bonificaciones implantadas por la Junta de Andalucía, evitando así la expulsión del sistema universitario de estos alumnos, que en otras circunstancias no podrían sufragar el coste de sus estudios superiores.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.