El clima nunca había cambiado tanto en los últimos 2.000 años

El clima nunca había cambiado tanto en los últimos 2.000 años

El cambio climático está afectando los ecosistemas del sur. Imagen del proyecto Sierra de Baza (www.sierradebaza.org).

El cambio climático está afectando los ecosistemas del sur. Imagen del proyecto Sierra de Baza (www.sierradebaza.org).

El clima de los últimos dos mil años no ha registrado un cambio global de las temperaturas como el que se está experimentando durante el siglo XX. Esta es la principal conclusión de un estudio internacional realizado  en el marco del proyecto Past Global Changes (Pages) en el que participa el profesor Juan José Gómez Navarro, investigador del área de Física de la Tierra de la Universidad de Murcia. La revista Nature publicó este miércoles un artículo en el que se detallan los principales resultados de su investigación. 

El trabajo realizado para esta investigación ha consistido en la creación, interpretación y análisis de una nueva base de datos de la temperatura de los últimos dos milenios obtenida a partir del estudio de las huellas que la climatología ha dejado en la naturaleza; por ejemplo, en anillos de los árboles o el crecimiento de coral. Los datos en los que se basa este estudio se hicieron públicos y de acceso libre a través de PAGES en 2017 y ha sido la fuente utilizada para, a través de diferentes procesos estadísticos que garantizan que no pueda haber sesgos o errores, llegar a la conclusión de que el calentamiento global actual es un fenómeno sin precedentes. La importancia de este estudio radica en que desarma los argumentos de quienes consideran que los cambios del clima actuales ya han ocurrido en momentos previos de la historia y no corresponden a un cambio climático sino a anomalías puntuales. 

“Lo que certifica el análisis de los datos estadísticos que hemos hecho es que ciertos periodos como los que se conocen como ‘La pequeña edad de hielo’ del siglo XVII sucedieron, pero no a escala global y al mismo tiempo en todo el mundo”, afirma Gómez Navarro, quien explica que ese periodo de bajada de las temperaturas se produjo primero en Europa y después en otros lugares, pero que con los registros de temperaturas no se puede afirmar que fuera un proceso global como el actual. 

Lo mismo sucede con el periodo que se conoce como ‘Anomalía climática medieval’, que tuvo lugar en torno al año 1000. En aquel periodo se sabe que hubo un aumento de las temperaturas por encima de lo habitual y este suceso ha servido de argumento para quienes defienden que las altas temperaturas  actuales son otra anomalía como las ya vividas a lo largo de la historia y no un cambio climático. El análisis de los datos realizado por Gómez Navarro y el resto de investigadores del equipo demostraría que tampoco este fenómeno fue simultáneo en diferentes puntos del planeta, por lo que no puede considerarse global.  

“Hasta que esta gran base de datos de temperaturas se hizo pública, los datos históricos del clima solo se habían estudiado de forma local; ahora podemos analizar la coherencia espacial global, que demuestra que en el pasado es cierto que hubo etapas frías y calientes, pero no de forma simultánea y esto es un argumento más para invalidar a quienes defienden que no estamos ante un cambio climático global”, sostiene el investigador de la Universidad de Murcia

El artículo que se publica hoy en la revista Nature se titula  ‘No evidence for globally coherent warm and cold periods over the preindustrial Common Era’ y está firmado como investigador principal por Rafael Neukom. 

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.