Suelos del Desierto de Almería, un ecosistema contra el cambio climático

Suelos del Desierto de Almería, un ecosistema contra el cambio climático

Los miembros del laboratorio de microbiología de suelos de la Universidad de Almería – CIAIMBITAL- han publicado su estudio en la prestigiosa revista ‘Science of the Total Environment’, en el que destacan la riqueza de este ecosistema.

Biocostras en el Desierto de Tabernas.

El desierto de Tabernas ha sido, y es, el escenario de importantes producciones cinematográficas de Hollywood como ‘Indiana Jones y la última cruzada’, ‘Lawrence de Arabaia’ o ‘Exodus’ -además de los famosos spaghetti western de Sergio Leone protagonizados en numerosas ocasiones por Clint Eastwood-; pero su suelo árido es importante no solo por las grandes estrellas cinematográficas que lo han pisado, sino también por su gran valor ecológico y funcional.

Suelos del Desierto de Almería: refugio para la vida en condiciones extremas

Incluso aquellos que pueden parecer más degradados, como los desérticos, pueden sustentar una gran diversidad de vida en formas que no son apreciables a simple vista. Así lo pone de manifiesto un estudio llevado a cabo por los miembros del laboratorio de microbiología de suelos de la Universidad de Almería-CIAIMBITAL, publicado por la prestigiosa revista ‘Science of the Total Environment’, en el que detallan la importante diversidad microbiológica de los suelos áridos de esta zona del sureste español.

Precisamente, este 7 de julio se conmemora el día internacional de la conservación del suelo, en memoria del Dr. Hugh Hammond Bennet, un investigador estadounidense que dedicó su carrera a combinar un aumento en la producción del suelo con el cuidado de este valioso recurso.

En la publicación liderada por la doctora Isabel Miralles y el doctor Raúl Ortega; y en la que también participa el investigador de la Estación Experimental de Zonas Áridas, Roberto Lázaro, se han estudiado las bacterias presentes en suelos cubiertos por biocostras, las cuales son formaciones superficiales de apenas unos milímetros, muy comunes en zonas áridas, y que pueden estar formadas por bacterias y líquenes (asociaciones microscópicas de hongos y algas).

Biocostra del suelo

Se ha comprobado que el grado de desarrollo de las biocostras influencia la diversidad y cantidad de las bacterias de los suelos. Así, el estudio se llevó a cabo a lo largo de un gradiente de desarrollo de biocostras y los resultados fueron la presencia mayoritaria de los géneros Leptolyngbya, Rubrobacter, Solirubrobacter, Geodermatophilus en las biocostras con menos desarrollo, formadas por suelo apenas colonizado por cianobacterias; Nostocales, Chroococcidiopsaceae, Coleofasciculaceae en suelos con costras desarrolladas de cianobacterias; Truepera, Sphingobacteriaceae, Actinophytocola, Kribella en suelos colonizados por los líquenes Squamarina lentigera y Diplosquistes diacapsis; y los géneros Bryobacter, Ohtaekwangia, Opitutus, Pedosphaeraceae en suelos sobre los que se desarrolla el liquen Lepraria isidiata.

Los autores sostienen que las diferencias en los taxones de las bacterias se deben a que están influenciadas por los tipos de biocostras que las cubren, ya que estas provocan unas condiciones microclimáticas particulares, además de cambios en las propiedades físico químicas de los suelos y la ocurrencia de relaciones de simbiosis y/o comensalismo entre las bacterias y las biocostras.

Este conocimiento es de gran valor ecológico ya que lo mismo que se conocen las series de vegetación propias de un lugar, donde se van sucediendo especies herbáceas, arbustivas y hasta árboreas en condiciones climácicas, con este estudio pueden sentarse las bases para conocer cómo se van sucediendo las especies bacterianas desde suelos áridos degradados a suelos con un mayor desarrollo biológico en su superficie.

Más detalles del estudio pueden encontrarse en I. Miralles, R. Lázaro, M. Sánchez-Marañón, M. Soriano, R. Ortega (2020). Biocrust cover and successional stages influence soil bacterial composition and diversity in semiarid ecosystems. Science of the Total Environment 709 (2020) 134654. https://doi.org/10.1016/j.scitotenv.2019.134654.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.