Los robots de la UAL campan a sus anchas en el Parque de las Ciencias

El grupo almeriense muestra algunos de sus robots en el Parque de las Ciencias.

Fitorrobot es una de las estrellas destacadas del Parque de las Ciencias de Granada durante estas semanas. Este sistema premiado y reconocido a nivel internacional nació en los laboratorios del grupo de investigación de la Universidad de Almería Automática, Electrónica y Robótica, y hasta el próximo septiembre se expone en el parque granadino junto a otros sistemas automáticos ideados por este grupo liderado por Manuel Berenguel, dentro de la iniciativa Ventana a la Ciencia.

De este modo, desde el 15 de julio hasta el 11 de septiembre, la Universidad de Almería estará representada por el grupo TEP-197 que, bajo el título “Robótica, la revolución del futuro”, expondrá de forma divulgativa las líneas de investigación desarrolladas en este campo y sus aplicaciones en la agricultura y el control automático .

Tal y como preveían los responsables del grupo de investigación, el protagonista indiscutible de este escaparate científico es el Fitorobot, el prototipo de pulverizador autopropulsado que puede desplazarse de forma autónoma por las líneas de invernadero y que tiene su origen en una patente de la Universidad de Almería licenciada para su explotación a Cadia, Empresa de Base Tecnológica de la UAL. “Con ello pretendemos un doble objetivo: por un lado, mostrar cómo los robots no sólo se utilizan en fábricas sino que ayudan y colaboran con los humanos a través de la llamada robótica de servicios. Y, por otro, demostrar el óptimo nivel de automatización con el que cuenta la agricultura almeriense”, explica Ramón González, coordinador del montaje que se expone en la ‘Ventana’.

Sin embargo, a pesar de que se expondrá una réplica del prototipo en el Parque de Granada, los asistentes podrán comprobar su funcionamiento a través de un video grabado en los invernaderos de la Estación Experimental de Cajamar Las Palmerillas, entidad que colabora con el grupo de investigación en la Ventana, ya que “desplazar una máquina que pesa más de 800 kilos por las instalaciones del Parque no es tarea fácil”, matiza el investigador.

Además del Fitorobot, y en colaboración con la Estación Experimental de Cajamar Las Palmerillas, el grupo ha desarrollado un laboratorio virtual y remoto de invernadero. “Es un simulador de invernadero, un software en el que se reproducen la condiciones reales de calefacción, luz, apertura de ventanas, etc. El control remoto se produce a través de Internet ya que estos parámetros se pueden modificar mediante una serie de sensores conectados a una maqueta de invernadero que está ubicada en la Universidad. Una cámara web permitirá ver los cambios que se producen”.

Otra de las iniciativas que se presentan, en esta ocasión junto con un grupo de investigación del Parque de las Ciencias, es el montaje y puesta en funcionamiento del robot Lego NXT. “Hemos montado una pista que simula un pasillo de invernadero para que el robot se desplace por ella. Los asistentes tendrán dos opciones: primero, podrán montar el robot; y segundo, programarlo para que se mueva por la pista. Creemos que puede ser una iniciativa muy divertida para los niños”.

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.