El sector andaluz de las renovables reclama una regulación específica de las...

El sector andaluz de las renovables reclama una regulación específica de las energías marinas

Planta eólica marina.
Planta eólica marina.

La Asociación de Energías Renovables de Andalucía (CLANER) ha reclamado al Gobierno central y al autonómico que articulen los mecanismos necesarios para contar con una regulación específica y una planificación concreta para el impulso de las energías marinas.

La representación de las renovables andaluzas demanda que la Administración tome conciencia del potencial de desarrollo económico que se está desaprovechando en la actualidad en el ámbito de las energías marinas frente al resto de países europeos, a pesar de contar en Andalucía con el grado de madurez necesario para poder posicionarse en lugar preferente en el campo de esta industria.

Si bien en Andalucía existe una limitación física para la implantación en el mar de energía eólica mediante torres fijas por el nivel de profundidad de su costa, el desarrollo que la tecnología basada en plataformas flotantes está teniendo actualmente resuelve los obstáculos naturales.

“El hecho de que Europa cuente con más de 15.000 megavatios eólicos marinos instalados y una previsión de crecimiento en tres años del 60 por ciento evidencia la necesidad para Andalucía de emprender las acciones oportunas para no dejar pasar esta oportunidad de crecimiento económico, teniendo en cuenta su liderazgo en industria naval, ingeniería civil y sector renovable”, ha defendido el presidente de CLANER, Alfonso Vargas.

Participación española en el primer parque eólico marino flotante

En este sentido, ha recordado que, precisamente, el primer parque eólico marino flotante, instalado en 2017 en el norte de Escocia, fue desarrollado con una participación muy significativa de la industria española, tanto de astilleros como del sector eólico, así como la mayor subestación marina en corriente alterna construida en Andalucía en la que han intervenido más de 30 empresas auxiliares de la Bahía de Cádiz y ha permitido la generación de 600 empleos locales.

A la vez, se está produciendo un importante crecimiento en las tecnologías de energía marina generadas por el propio mar -a través de las olas, de las mareas y de las corrientes – por lo que la Asociación de Energías Renovables de Andalucía espera que lleve consigo el predominio de la región en investigación e innovación tecnológica en este campo, para lo cual es prioritario el apoyo de la Administración.

Por ello, CLANER reivindica que exista un compromiso firme del Gobierno central y del andaluz para poner en marcha los  mecanismos regulatorios adecuados que den certidumbre a las inversiones, con un marco retributivo específico, con una  adecuada planificación y con instrumentos de apoyo al I+D, lo que se traduciría en empleo y desarrollo económico en la región con efectos positivos sobre los costes de la electricidad y en el proceso a la transición energética limpia, entre otros.

“Sin una regulación que clarifique el marco retributivo de los desarrollos experimentales en las energías marinas, las empresas andaluzas, que actualmente están preparadas para el desarrollo de las oportunidades que presenta el mar, tendrán serias complicaciones para llevarlas a cabo”, ha advertido el presidente de las renovables andaluzas.

Empresas, organismos y centros de investigación

La Asociación de Energías Renovables de Andalucía (CLANER) se constituye en febrero de 2012 como agrupación de empresas, organismos oficiales, centros tecnológicos y de investigación, universidades y fundaciones públicas, entre otros agentes.

Destacan, entre sus fines, la representación y defensa del sector andaluz de las energías renovables y la eficiencia energética, así como el impulso y fomento de la investigación, el desarrollo tecnológico y la innovación de productos, procesos y servicios asociados a dicho campo mediante la colaboración y cooperación entre los miembros del clúster de manera que fortalezcan  la competitividad de las empresas andaluzas del sector energético limpio.

Entre los miembros del clúster, que actualmente cuenta con cerca de un centenar de entidades adheridas y representa a más del 90 por ciento del sector renovable andaluz, se encuentra Andalucía Tech, el Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad, la Universidad de Jaén, la Universidad Pablo Olavide, de Sevilla, la Fundación Descubre, agencias municipales y provinciales de la energía, además de las principales empresas de renovables de España y la compañía eléctrica Endesa Distribución. 

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.