Veinticinco institutos murcianos incorporan la robótica como asignatura transversal

Veinticinco institutos murcianos incorporan la robótica como asignatura transversal

El impulso del Gobierno regional a llevar la robótica al ámbito educativo permitirá que 25 nuevos centros educativos de Secundaria de la Región se sumen al proyecto ‘El cable amarillo‘ con el objetivo de hacer de la robótica una herramienta transversal entre diferentes asignaturas.

Así lo ha anunciado el consejero de Hacienda y Administraciones Públicas, Andrés Carrillo, durante el encuentro que mantuvo con los tres equipos de colegios murcianos que ganaron la olimpiada nacional de robótica ‘World Robotic Olympiad‘ (WRO), celebrada el pasado fin de semana en Murcia.

El equipo ganador en la categoría ‘Open’ está formado por tres estudiantes del colegio Antonio de Nebrija (Murcia), que presentó un proyecto sobre agricultura sostenible. Este equipo representará a España en la final internacional de la olimpiada, que se celebrará en Costa Rica en noviembre. Además, en la misma categoría obtuvo el segundo premio el equipo del centro educativo Los Álamos (Murcia), y el tercer premio el equipo del colegio el colegio Maestro Enrique Laborda (Los Dolores-Murcia). Estas tres propuestas fueran seleccionadas por un jurado de expertos entre un total de 14 proyectos de estudiantes de todo el país”.

En la olimpiada de robótica participaron 67 equipos, integrados por más de 200 jóvenes de toda España, y se recibió a 1.200 visitantes.

‘El cable amarillo’

El proyecto ‘El cable amarillo’ se desarrolló el pasado curso escolar en 25 centros de Secundaria de la Región, en colaboración con la Consejería de Educación, Juventud y Deportes, y participaron más de mil estudiantes. El objetivo es incrementar la presencia de la robótica en los centros de estudio. Durante este curso se unirán 25 institutos más. El próximo año está previsto continuar con el proyecto y extenderlo a centros de Primaria.

Este programa consiste en dotar a los centros seleccionados de equipamiento de placas compatibles con Arduino y Raspberry Pi, así como los componentes electrónicos necesarios para que los alumnos implementen y diseñen proyectos basados en robótica. Además, se formó a cerca de 100 profesores para la utilización de los suministros enviados.

El presupuesto para este programa en 2016 superó los 85.000 euros y está cofinanciado por el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) en un 80 por ciento, y en un 20 con fondos de la Comunidad. En 2017 se incrementa la inversión con una dotación de 96.000 euros para que 25 nuevos centros cuenten con sus robots.

‘El cable amarillo’ pretende acercar la Robótica a los alumnos de una forma amena y divertida, motivando la colaboración entre profesores de diferentes materias. Por ejemplo, proponiendo proyectos multidisciplinares como la construcción una estación meteorológica conectada a Internet en la que participe la materia de tecnología, robótica y ciencias naturales, entre otros.

No hay comentarios

Dejar una respuesta