El presupuesto de la UGR para 2018 crece hasta superar los 405...

El presupuesto de la UGR para 2018 crece hasta superar los 405 millones de euros

Los presupuestos de la Universidad de Granada para 2018, se han presentado hoy.

La rectora de la Universidad de Granada, Pilar Aranda Ramírez, y la gerente de la institución, Mª del Mar Holgado, acompañadas del presidente del Consejo Social, Gregorio Jiménez, han presentado este martes 19 de diciembre, en el Salón de Rectores del Hospital Real, los Presupuestos de la UGR para el año 2018. Un documento que ha sido aprobado por unanimidad en el Consejo Social de la UGR ratificando la aprobación previa del Consejo de Gobierno de la Universidad de Granada.

Pese a las restricciones y dificultades del actual escenario legal y socioeconómico, el presupuesto del ejercicio económico 2018 tiene como objetivo clave el cumplimiento de los compromisos asumidos en el programa de gobierno de la Rectora, y crecerá un 3,67 con respecto al presente ejercicio hasta superar los 405 millones de euros.

Según lo dado a conocer hoy, a pesar de las dificultades financieras existentes en la economía nacional, de las restricciones financieras de la Junta de Andalucía y de la incertidumbre en la situación económica de las principales instituciones financiadoras, el equipo de Gobierno de la UGR tiene la “firme voluntad de continuar con la financiación de promociones internas y nuevas incorporaciones de personal que resulten necesarias, siempre en la medida que permitan tanto la capacidad financiera de esta Institución como las restricciones legales impuestas por las normas legales vigentes”.

También se ha anunciado la intención de cumplir el compromiso de mantenimiento de puestos de trabajo, tanto en el ámbito del PDI como en el ámbito del PAS. De hecho, ni las previsiones presupuestarias para 2018 ni tampoco las proyecciones financieras para el periodo 2018-2020 reflejan la rescisión de contratos por motivos financieros ni de las contrataciones temporales que resulten necesarias, siempre dentro de los límites de las políticas de austeridad y eficiencia de las actuaciones del equipo de Gobierno de la Universidad de Granada, y en la medida que lo permita el comportamiento de la financiación operativa a lo largo del tiempo.

El equipo encabezado por la rectora, mantiene igualmente su idea de “apoyo continuo a la actividad investigadora“, completando la financiación externa con recursos propios de la Universidad de Granada. Además, también se incluye un ajuste del modelo de distribución presupuestaria entre Centros y Departamentos, para hacer el reparto de manera más coherente con las necesidades reales de gasto y más corresponsable en los términos de compromisos asumidos en el Contrato-Programa. De acuerdo con ello, durante el ejercicio económico 2018, además de mantener los tradicionales criterios de distribución, se ha solicitado a los Centros y Departamentos que expresen sus necesidades para la asignación del crédito a los capítulos 2 y 6 del presupuesto de gastos.

La UGR trabajará el próximo año en la “consolidación de la política de mantenimiento y mejora de infraestructuras“. Para lo que se anuncian reformas y nuevos equipamientos necesarios y urgentes, teniendo en cuenta que las inversiones en obra nueva “ya se han visto cumplidas con un gran esfuerzo inversor en los ejercicios presupuestarios previos”.

El proyecto de presupuestos contempla también la aportación de importantes recursos a las becas propias, y se ha mantenido la dotación de determinados programas, tanto para favorecer las prácticas en empresas y la creación de empleo por cuenta ajena en nuestra comunidad universitaria como para conceder ayudas sociales a las familias de los estudiantes con menor poder adquisitivo.

Además, se seguirá trabajando en fomento de la calidad de la docencia, para lo que mantendrá el Plan Propio de Docencia, que va a permitir continuar avanzando en el desarrollo de proyectos de innovación docente, en la mejora de las dotaciones para infraestructuras de prácticas y en la adecuación de material informático, lo que supone una considerable dedicación de recursos propios.

Otro de los objetivos del próximo ejercicio será el impulso de las Relaciones Internacionales. Con el objetivo de seguir aumentando la proyección internacional de la Universidad de Granada, el Plan Propio de Internacionalización va a tener continuidad durante el ejercicio económico 2018, y la movilidad estudiantil y de personal, tanto PDI como PAS, seguirá siendo una de las prioridades del equipo de Gobierno, junto a actuaciones dirigidas a la difusión de la oferta educativa e investigadora de nuestra Institución en el mayor número posible de países, según lo anunciado hoy.

Para el ejercicio económico 2018, la incertidumbre presupuestaria existente como consecuencia de la ausencia de la aprobación de un nuevo modelo de financiación universitario por parte de la Junta de Andalucía implica que, en términos estimados, los recursos destinados a la Universidad de Granada continúan siendo limitados, según se ha destacado. Así, según la Ley de Presupuestos de la Junta de Andalucía para 2018, tras las oportunas consultas realizadas a la Consejería de Economía y Conocimiento, y en expectativa de la convocatoria de un próximo pleno del Consejo Andaluz de Universidades, la financiación básica operativa que, pendiente de confirmación definitiva, recibirá la Universidad de Granada, podría ascender a 262.402.202,01 euros.

Campus de Ceuta y Melilla

Por otro lado, la UGR considera que un año más, la financiación a percibir de la Administración Estatal y de la Ciudad Autónoma de Melilla para sufragar los gastos propios de los Campus de Ceuta, en el primero de los casos, y de Melilla, para ambas administradores financiadoras, “es claramente insuficiente“. Por ese motivo, al igual que en los ejercicios económicos anteriores, durante 2018 la Universidad de Granada seguirá realizando el “máximo esfuerzo financiero” para que la calidad de los servicios en ambos campus no se vea mermada, completando la financiación externa con los recursos propios necesarios” hasta donde nos permita nuestro compromiso con el objetivo de déficit y la sostenibilidad financiera de esta institución”.

Presupuesto de gastos

En el Capítulo 1, Gastos de Personal, en términos generales, el actual equipo de Gobierno de la Universidad de Granada seguirá con su compromiso en materia de empleo, tanto creando nuevos puestos de trabajo, siempre dentro de las disponibilidades presupuestarias y de los límites permitidos por las vigentes normas legales como, en todo caso, manteniendo los puestos de trabajo actuales, para poder alcanzar así los objetivos de deuda, de déficit y de sostenibilidad financiera. De hecho, las consignaciones presupuestarias para 2018 reflejan tanto el máximo grado de aprovechamiento de la tasa de reposición, en similares condiciones para PDI y PAS, como la cobertura de los gastos de personal necesarios para el adecuado funcionamiento de los nuevos edificios e instalaciones que, derivados de la expansiva política de infraestructuras, empezaron a funcionar durante 2015 para continuar mejorando la actividad docente e investigadora. Además se prevé poder dotar la capacidad necesaria para poder responder al cumplimiento de los acuerdos que pudieran derivarse en la Mesa General de Negociación de las Universidades Públicas Andaluzas para el año 2018 y al posible aumento de la masa salarial en dicho ejercicio. Todos estos objetivos, incluyendo al personal funcionario interino y laboral de sustituciones, son compatibles con el incremento del 3,90% de Gastos de Personal en 2018 (a pesar del crecimiento vegetativo de la plantilla).

En cuanto al Capítulo 2, Gastos en bienes corrientes y servicios, su importe previsto para 2018 aumenta en un 5,2% respecto al ejercicio 2017, correspondiendo el resto del incremento de este capítulo a una reclasificación del gasto en las partidas concretas de ejecución real del presupuesto, pasando de 41.337.459 € a 46.901.391 €. Este cambio no supone un cambio de estrategia en las actuaciones a realizar en mantenimiento, que estarán siempre ligadas a garantizar la conservación en un buen estado de las infraestructuras para el desarrollo de las actividades universitarias intentando alcanzar el mínimo coste sino que se deriva fundamentalmente, por una parte, de la experiencia de liquidación del ejercicio 2017 donde unas partidas necesarias e importantes son el mantenimiento del PTS o el mantenimiento del Centro de Instrumentación Científica y, por otra, del incremento de la financiación para el mantenimiento del hardware y software informático.

Además, derivado de la experiencia de la ejecución presupuestaria del año 2017, se han incrementado sustancialmente las dietas asociadas a la lectura de tesis y de tribunales de cuerpos docentes, y se han reclasificado algunas partidas presupuestarias que en presupuestos previos aparecían en otros capítulos de gastos del presupuesto, lo que dificultaba su posterior ejecución.

El Capítulo 3, Gastos Financieros, que figuraba en 2017 con una consignación presupuestaria de 400.000 €, aparece en el presupuesto de 2018 por importe de 900.000 €, lo que supone un aumento del 125%. La razón de ello radica en la experiencia de la liquidación presupuestaria en 2017, donde se ha constatado la finalización de la fiscalización de justificaciones de proyectos, fundamentalmente a nivel nacional, que han conllevado la devolución de algunos recursos financieros al ente financiador junto a los intereses de demora correspondientes, así como el pago de intereses de demora derivados del retraso en el pago de las facturas en los años en que existía una importante deuda de la Junta de Andalucía y, por tanto, la falta de liquidez necesaria. En este sentido, se estima que el ritmo de fiscalización de estos proyectos podrá ser similar a lo liquidado en 2017. Por otra parte, en el ejercicio 2018, la Universidad de Granada

El Capítulo 4, Transferencias Corrientes, en relación al ejercicio 2017, reduce su dotación presupuestaria en el ejercicio económico 2018, ya que experimenta una disminución del 26,19%, pasando de 15.830.728 € en 2017 a 11.684.980 € para 2018. Esta disminución se produce, fundamentalmente, porque se ha adecuado la financiación externa de movilidad a los conceptos de gasto que apoyarán la misma, manteniéndose dicha financiación de movilidad en términos reales. Así, la Universidad de Granada, un año más, sigue apoyando el incremento de los recursos propios destinados al plan de becas y ayudas al estudio y la conservación de la acción social dirigida a los estudiantes.

Pasando al Capítulo 6, Inversiones Reales, está dotado para 2018 con la cifra de 61.779.463 €, mientras que en el ejercicio 2017 tuvo por consignación presupuestaria 59.695.291 €, lo que implica un aumento del 3,49%. Dicho aumento se fundamenta en adecuar las necesidades de reformar infraestructuras a la menor financiación de la Junta de Andalucía en inversiones en infraestructura y equipamiento, así como de las actuaciones del Campus de Excelencia.

Presupuesto de ingresos

Por contrapartida, los ingresos totales previstos para el ejercicio económico 2018 (al igual que los gastos totales) ascienden a 405.297.581 €, lo que implica un aumento del 3,67% en relación con la cuantía del presupuesto inicial del ejercicio 2017, que fue 390.950.360 €.

Según el informe, durante el ejercicio económico 2018 los recursos presupuestarios de la Universidad de Granada atenderán fielmente a la concreción específica de los ingresos distribuidos en el Presupuesto de la Junta de Andalucía 2018 para el Sistema Universitario Andaluz, y más concretamente para la Universidad de Granada. En este sentido, la adecuada interpretación de la variación interanual 2018-2017 (3,67%) exige tener en cuenta que durante 2018, en base a la Ley de Presupuestos de la Junta de Andalucía para este año, después de las oportunas consultas realizadas a la Consejería de Economía y Conocimiento, y aun cuando nos encontramos a la espera de la posible aprobación de un nuevo modelo de financiación para el sistema universitario andaluz, la financiación básica operativa que, pendiente de confirmación definitiva, recibiría la Universidad de Granada, ascendería a 263.402.202,01 €.

Como se indicaba previamente, esta previsión de ingresos por financiación básica operativa encuentra fundamento en la previsible aplicación del nuevo modelo de financiación de las Universidades Públicas Andaluzas basado en los principios de suficiencia financiera, estabilidad, sostenibilidad, corresponsabilidad, equidad, planificación, transparencia y compromiso máximo con la eficiencia en la gestión y en la consecución de los objetivos a lograr. No obstante, sólo se cumplirá esta estimación si dicho modelo es implementado en el año 2018 por la Junta de Andalucía, la cual ha mostrado intencionalidad de seguir aplicándolo en base a lo ya realizado por la misma para el año 2017, indica la institución granadina.

Por su parte, el Capítulo 3, denominado Tasas, Precios Públicos y Otros Ingresos, pasa de una consignación presupuestaria de 52.321.500 € en 2017 a la cifra de 53.861.500 € para el ejercicio económico 2018, lo que representa un aumento del 2,94%. Este comportamiento interanual encuentra explicación, fundamentalmente, en el aumento estimado de recaudación por precios públicos a través de una mayor compensación de becarios MEC, en los derechos de matrículas de cursos y seminarios y, finalmente, en el reintegro de prestaciones por enfermedad de ejercicios cerrados consecuencia de la ejecución actual de los mismos durante el ejercicio 2017.

Pasando al Capítulo 4, Transferencias Corrientes, experimenta una disminución del 2,83%, ya que mientras que 2017 contó con una dotación presupuestaria de 176.505.038 €, en 2018 su estimación de ingresos arroja el importe de 171.512.081 €, mostrando una variación interanual 2017-2018 que responde a varias causas. Por un lado, se estima que en el año 2018 se obtendrán menos fondos del modelo de financiación a través del capítulo 4, si bien éstos se originarán en el capítulo 7. Y, por otra parte, por una disminución en la estimación de la financiación procedente de programas europeos.

Respecto al Capítulo 5, Ingresos Patrimoniales, aumenta en un 7,35%, fundamentalmente como consecuencia del aumento en la estimación, basada en contratos, de las rentas por alquileres de los inmuebles de la Universidad de Granada (aumento del 12,62%) y del producto del rédito de intereses de los depósitos en cuentas bancarias de la Universidad (aumento del 122,45%).

En cuanto al Capítulo 7, Transferencias de Capital, se aumenta su cuantía en un 11,12%, pasando de 158.673.822 € en 2017 a 176.324.826 € para el ejercicio económico 2018. Este aumento interanual 2018-2017 obedece a la adición de, por una parte, un aumento relevante en la financiación estimada procedente de la aplicación del nuevo modelo de financiación que tiene su reflejo en el capítulo al financiar actividades de capital (aumento del 12,31%) y, por otra, del aumento de estimación relacionado con la obtención de proyectos nacionales de investigación. Por su parte, se ha reducido la estimación de proyectos europeos de investigación teniendo en cuenta la ejecución de ingresos presupuestarios en este concepto durante el ejercicio 2017, lo que ha llevado a realizar una estimación prudente para el ejercicio 2018.

El Capítulo 8, Activos Financieros, no experimentará variación alguna respecto al ejercicio 2017, ya que, previsiblemente, la Universidad de Granada recibirá reintegros de préstamos concedidos en el Gabinete de Acción Social por un importe equivalente a la cuantía consignada en este capítulo para 2017.

El Capítulo 9, Pasivos Financieros, presenta, una consignación presupuestaria de 1.500.000 €, no presentando una diferencia significativa respecto a lo presupuestado para el ejercicio económico 2017, en tanto que se espera un volumen similar de suscripción de proyectos que conlleven alguna forma, o parte, de endeudamiento a largo plazo.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.