Modelos inteligentes en climatización permiten ahorrar un 40% de combustible

Modelos inteligentes en climatización permiten ahorrar un 40% de combustible

Anticipar el rendimiento de las placas solares, en función del tiempo previsto, para encender o apagar la caldera de biomasa permite ahorrar hasta un 40% del combustible orgánico que utilizan las piscinas con sistemas mixtos de energía renovable, según ha demostrado una tesis de la Universidad Politécnica de Cartagena (UPCT), la primera que ha validado un modelo inteligente de gestión de la climatización de estas instalaciones con la sensorización real de una piscina climatizada, la municipal de Archena

“Con el fin de optimizar el aprovechamiento solar, hemos simulado la aplicación de un sistema de control inteligente y predictivo que es capaz de, mediante el conocimiento de la predicción meteorológica del día siguiente, estimar la generación térmica neta de la instalación solar e influir en la gestión de la caldera, apagándola anticipadamente si el aporte solar durante las horas de sol va a ser suficiente para mantener el vaso de la piscina en los márgenes de temperatura deseada”, explica el nuevo doctor por la UPCT José Pablo Delgado Marín. 

“El sistema mixto de placas solares y caldera de biomasa es bastante habitual en las piscinas climatizadas y es la opción que menores costes energéticos implica, por lo que se tiende a ello”, añade el investigador. No obstante, la investigación es también de aplicación para piscinas con energía solar térmica y calderas de otro tipo, como las de gas natural. La tesis, dirigida por José Ramón García Cascales, partió de un convenio de colaboración entre la UPCT y el Ayuntamiento de Archena. Un acuerdo similar se ha firmado con el consistorio de Ceutí para estudiar la optimización energética de su piscina municipal, cerrada por su elevado coste energético.

“Varias piscinas públicas de la Región de Murcia se encuentran clausuradas o sin inaugurar por no contar con sistemas de climatización económicamente sostenibles”, comenta Delgado Marín. La simulación realizada, que ha ahorrado los ingentes costes que implican los ensayos reales con estas grandes instalaciones climatizadas, ha conseguido ahorros superiores al 40% de combustible en la caldera, manteniendo siempre la temperatura del vaso en los niveles exigidos por la normativa. El sistema inteligente de control de la caldera de biomasa implicaría que un pequeño procesador regulara los equipos térmicos de las piscinas con sistemas mixtos de energía renovable. “La anticipación climática es ya la tendencia en la domótica inteligente para ahorrar energía”, explica el autor de la tesis, profesor asociado en la UPCT.

No hay comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.