“La neurociencia es realmente la que tiene que dar respuestas y soluciones...

“La neurociencia es realmente la que tiene que dar respuestas y soluciones a los niños con autismo”

María Jesús López.
María Jesús López.

La neurobióloga María Jesús López Juez, directora de la Cátedra de Neurodesarrollo y Neurociencia de la Católica de Murcia (UCAM) impartió un curso sobre cómo trabajar con niños del trastorno del espectro autista desde la organización neurológica.

Estudiantes, profesionales del ámbito sanitario y familiares de afectados se dieron cita, este sábado, en el Templo del Monasterio de Los Jerónimos para asistir al curso ‘Cómo trabajar con niños del Trastorno del espectro autista desde la organización neurológica’, impartido por la neurobióloga y directora de la Cátedra de Neurodesarrollo y Neurociencia de la UCAM, María Jesús López Juez. “El autismo es un trastorno del neurodesarrollo muy complejo”, ha afirmado la doctora, “que implica aspectos fisiológicos que tendrían que ver con la dieta, la alimentación, los ciclos de sueño y la respiración, pero también con toda la parte sensorial”.

La experta, que trabaja fundamentalmente con niños con problemas de desarrollo (parálisis cerebral, prematuros bajos de peso, autistas, con problemas del lenguaje, dislexias, problemas de aprendizaje, trastornos por déficit de atención, hiperactividad, etc) ha destacado que “a día de hoy tenemos muy claro que la neurociencia, el neurodesarrollo, y la neuropediatría tienen que dar respuestas y soluciones a estos niños –en referencia al autismo”; y ha recordado que la neurociencia no siempre ha estado ligada al autismo, “porque inicialmente el autismo se definió como un trastorno más de estilo psiquiátrico que neurobiológico”.

Avances en autismo

Con respecto a los avances en el campo del autismo, María Jesús López, ha aseverado que cada vez se investiga más en este campo, tanto en materia genética “porque desde que tenemos el genoma humano, cada vez hay más estudios genéticos que corroboran que los niños con autismo tienen algunas características genéticas especiales” y también desde el punto de vista neurofuncional.

Desde el punto de vista del tratamiento, la directora de la Cátedra de la UCAM, afirma que está el enfoque del neurodesarrollo, “pero también cada vez hay más técnicas de integración sensorial, de neurofedback para entrenar el lóbulo frontal. El siglo XXI es el siglo de la neurociencia; todos los aspectos que tienen que ver con la neurorehabilitación, la neuroeducación y el neurodesarrollo, están en el candelero”.

Cuidar el cerebro

La doctora ha apuntado que el desarrollo cerebral del niño tiene dos grandes etapas: una primera entre el nacimiento y los seis años, “donde prácticamente se completa el 80% de los circuitos cerebrales”; y un segundo momento cuando las hormonas sexuales entran en el sistema nervioso central, y el cerebro se refina para terminar convirtiéndose en el cerebro de un adulto. “Durante los primeros 15-17 años de vida el cerebro está desarrollándose hasta que llega a la estructura de un adulto; estamos en un periodo donde la neuroplasticidad es altísima”, señala.

Sobre la importancia de cuidar el cerebro, la neurobióloga destaca la importancia de una alimentación de calidad, la práctica de ejercicio físico y cuidar los ciclos de sueño. “Trabajar en programas de hábitos saludables es fundamental para que el cerebro pueda construirse con materiales de buena calidad”.

No hay comentarios

Dejar una respuesta